Santa Claus

No sé por qué se alarman los americanos con los aviones, yo veo otro motivo mayor por el que alarmarse: Santa Claus. Tened en cuenta es un hombre que el día 25 de diciembre va a todas las casas a entregar regalos, ¿qué pasaría si se hubiese aliado con Ben Laden y todos esos regalos tuviesen una bomba?

Hijo: -¡Papá! ¡Papá!

Padre: -Dime hijo.

Hijo: -¡”Santa” me ha regalado un reloj! Qué raro ¿no? Yo le había pedido una bici.

Padre: – Deja que mire ese reloj.

(El padre mira dentro de la caja del regalo).

Padre: ¿Conoces el significado de “criar malvas”?

Hijo: No. ¿Por?

Padre: Por nada, dentro de cinco segundos lo conocerás.

Aunque si Santa Claus se pasase por mi casa a dejar ese regalo, me gustaría más esta situación o mejor dicho, esta utopía:

Hija: -Papá, Santa Claus me ha regalado un reloj, yo quería una Hello Kitty.

Gustavo: -Déjame que mire dentro del regalo.

(Lo miro).

Gustavo: -Sabes quien es mi suegra, ¿no?

Hija: -La madre de mamá, la abuela.

Gustavo: -Pues Santa Claus se ha equivocado, es el regalo de la abuela, dáselo y venir tú y mamá corriendo para la calle que yo estaré allí.

Anuncios

Acerca de Yo escribí esto

Nací en el seno de una familia aristócrata, más tarde me echaron cuando comencé a hablar, me dijeron: - a decir gilipolleces a otra parte
Esta entrada fue publicada en Agilipollados, Gente de la calle. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s